miércoles, 2 de marzo de 2011

Vete de mí

Siempre, por esta época del año, me embarga el mismo hastío y vengo a darles la lata en mi blog. 


Acaba de empezar marzo. Ya llevo 2 meses y medio de verano y no doy más. El calor ya ha sido demasiado, mi cuerpo no se banca un día más de 35° y mi cabeza no funciona como debería bajo esas circunstancias, lo cual complica el laburo freelance desde casa (ah sí, porque ahora soy redactora freelance, y correctora, y traductora, todo freelance...). La escasa inspiración que me visita se evapora en segundos, la casa está demasiado cálida y el rayo del sol rajante me malhumora notablemente. Sin hablar del agotamiento causado por dormir mal por culpa... del calor -again- y los vecinos que viven la vida loca, a puro grito, música fuerte y joda joda joda como si fuese un eterno viernes adolescente, puliendo mi lado asesino día a día.


La presión por el piso, el desgano, depilarse cada 15 días si no cagarse de calor con pantalones largos, el pegoteo, el apetito seriamente reducido, la voluntad para hacer la mínima cosa "levemente" afectada, las siestas imposibles de evitar y la ansiedad de que empiece el maldito año de una vez. Calor, calor, calor, fucking calor. En las calles, en los negocios, en casa. Everywhere.


Llega principios de marzo y yo ya araño el almanaque para que llegue el fresco otoño y me libere de esta tortura que cada año parece extenderse más.


Quiero días frescos, abrigos piolas, tecitos y cafecitos, chocolates, bufandas, nubes y hasta lluvia una semana sin parar. Acurrucarme a leer en la cama envuelta en una manta. Mirar las hojas que se acumulan en mi porche y crujen en la vereda.


verano, I've had enough. Te odio con pasión. Durás demasiado.


PD: si sos verano fan y pensás comentar, tené cuidado con lo que decís. Recordá eso de "pulir mi lado asesino". I'm warning you.

5 comentarios:

  1. Siempre odie el verano, la piel no me la puedo sacar...

    en relación al depilado, así tenga pelos en crecimiento esprando la cera, bancatelos vos que me miras las piernas! no pienso ponerme pantalones largos... así estuve estos 5 días hasta que hoy me tuve que ir a depilar.

    ResponderEliminar
  2. Total y absolutamente de acuerdo con vos. El verano es odioso. Y larguisimo!!! Odio ducharme y a los 5 minutos estar empapada de sudor. Amo el frio, el olorcito a perfumito de recien duchada que dura todo el dia, las medias calentitas y la frazadita mientras veo una linda peli...Aguante el frio!!!!!

    ResponderEliminar
  3. fantástico! somos dos. Pero contame quién sos o me sulfato :P

    Sol (sos vos no?): yo tb mas de una vez pensé "ma seeeh, salgo igual con pantalon corto, al que no le guste que no mire" pero la cosa cultural es mas fuert y no me he animado mucho :P

    ResponderEliminar
  4. Yo amo el invierno, abrigarme, vestirme en invierno es mucho más facil que en verano.! Somos varias! Beso

    ResponderEliminar
  5. No sé en otras cosas pero en ésta coincidimos de lleno. Es famosa mi predilección por cualquier época del año antes que por el verano.

    El estío es hastío y malhumora enórmemente. Estar en constante estado sudoríparo es incómodo e irritante. Las casas se convierten en hornos y el aire acondicionado es una bomba de relojería contra la salud.

    En fin... te deseo rápido encuentro con brisas y hojarascas, aunque esa esperada estación implique que rote el calendario y me toque la parte mala.

    Merde!

    ResponderEliminar