miércoles, 11 de abril de 2012

Usted por quién me toma

Creo que me está confundiendo.
Sí.
Cada vez que voy a comprar a ese negocio, el pibe (hijo del dueño) me saluda como si hubiésemos sido tremendos amigos. El iba a otra escuela, y solo compartimos amigos durante la primaria (año 92, 93), esas épocas donde "la barra" se agranda exponencialmente a medidas que tus amigos empiezan a traer amigos de otros ámbitos. Este pibe iba a otra escuela, pero se juntaba con mi grupo, ibamos a los mismos asaltos y alguna que otra vez he bailado un lento con él (se me acaba de caer el DNI abrumadoramente). Nada más. De hecho ni siquiera sale en ninguna de mis fotos de esa etapa.

El tema es que este pibe, cada vez que voy, me saluda efusivamente, me pregunta qué es de mi vida, bla bla. Hasta ahí todo bien. No voy a rechazar su simpatía (considerando la cantidad de minas que sí fueron amigas y compañeras de clase durante 7 años y ahora esquivan el saludo por la calle. Taradasssss.) así que siempre le respondo y pregunto por él.

La última vez que fui la situación se puso medio incómoda. Y ahi fue cuando empecé a sospechar que el pibe me confunde con otra. Me atendió, lleno de saludos y simpatías, y mientras me cobraba en la caja me preguntó.

- Che, ¿cómo andás? ¿en qué andas vos?

Medio ya me da cosa, viste, andar diciendo siempre lo mismo. "Acá, siempre en Punta, sin novedades ni trabajo fijo". Entonces opto por ir variando el maquillaje de la respuesta.

- Acá. Siempre en Punta, por ahora. Trabajando de correctora de un periódico, le dije.
- Uh, sí, La Nueva Provincia necesitaría uno, vos viste las pavadas que ponen...
- Y sí, si La Nueva Provincia invirtiera en correctores sería genial...
- Che, ¿sabías que Fulanita va a ser mamá?, me tiró asi sin nomás. Y como me dijo el nombre acortado, en el bullicio del local, no entendí a quién se refería. Le pregunté:
- ¿Quién?
- ¡Fulanita Menganita! 
- Ah...

Fulanita Menganita nunca fue amiga mía. Ni compañera. Solo hicimos juntas salita rosa del jardín. O sea. Hace 24 mil años. Jamás compartí nada con ella, ni amigos. Qué corrrrnos iba a saber (o interesarme) que la piba estuviese embarazada.

Por gentileza le seguí la (incómoda) charlita, me contó que Fulanita estaba viviendo en Buenos Aires (ajáa). "Ah, claro, ella era... doctora, ¿no?", le pregunté retóricamente.

- Sí, médica... ah, ¡pero estás re en bolas, vos! ¿no tenés Facebook?, me contestó él.

Cómo explicarte, flaco. Sí, tener tengo y no estoy "en bolas". Pero con Fulanita hace 27 años que no nos une nada más que la ciudad de origen. Ya me iba pero igual le aclaré que "no fuimos compañeras, no tengo contacto con ella" y el pibe me miró medio despistado.

Creo que el también se quedó pensando en que me confunde con otra persona.
Tengo que cambiar de fiambrería, para evitarme estos bretes.


7 comentarios:

  1. Jajaja! Me hiciste reir mucho con tu relato, Vix! :) Somos de la misma generación de DNI, mepa. Ya no existen más los asaltos? :P
    Me pasó con la florista en BA " qué grande está el nene, todavía me acuerdo cuando te veía con panza" (en Japón?!?) Me saludó con tanta efusividad que me dio cosita no seguirle la corriente. Besos!

    ResponderEliminar
  2. Y qué hace una correctora que no corrige su error? :P

    Estar re en bolas. Tomo nota mental.
    Solo por expresiones así no puedo dejar de pasar a leerte :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La correctora se encuentra paseando por el sur del paiscon montañas y lago :P

      Eliminar
  3. Jaaaaaaaaaaa jaaaaaaaaaaaaaa jaaaaaaa cambiarte de fiambrería....... Vix, sos muy buena con los relatos
    MUY
    MUY!

    ResponderEliminar
  4. ...o lo agregás a este pibe a tu face, y todos nos enteramos un poco de la vida de todos los puntaltenses!

    ResponderEliminar
  5. Hoy supe que la fiambrería que había venido de afuera, a competir con ellos, se fundió, se fue. Según mi peluquera, las empleadas no atendían con la simpatía que caracteriza a la familia del "flaco" de tu post.

    ResponderEliminar
  6. jajaja mori de la risa con tu post!!!
    te sigo leyendo!

    ResponderEliminar