lunes, 11 de agosto de 2008

Maldita lengua!

Yo maldijí?
Tu maldeciste?
El maldició?
Nosotros maldigamos?

La irregularidad de los verbos, a veces, puede ser muy traicionera, incluso para los cerebritos de Yahoo! O de MTV, o de ambos...


Si la apasionante historia que promete esta imagen no te deja conciliar el sueño de la siesta, leete el relato completo... no te imaginássss todo lo que maldició después...terribbbble...

1 comentario:

  1. Victoria, hola
    Los verbos son muy traicioneros. Las peores cosas son las que se dicen porque al escribir, a veces, es como que piensa mas, no?
    Me gustó el Blog. Tus fotitos.
    Y siguiendo tu recomendación, entré a la web de Pedro Aznar, ahí me entere que el viernes da recital y allí iré!
    Alegria (no la prefabricada del Soleil, la de verdad)
    Te mando un beso, seguiré visitándote.

    ResponderEliminar