miércoles, 20 de enero de 2010

el contenido es el mensaje

Gracias a (o por culpa de) Dolina, hace dos noches que soporto estoicamente la transmisión de Radio Nacional, que sabe más a conferencia de prensa de Kristina que a una radio pública.

Hoy noté dos detalles.
Uno, que han armado un aviso institucional donde una mujer con marcado acento norteño, no distingo cual, dice "la yadio pública" haciendo énfasis en el caracter federal de la emisora. Queda bien, qué sé yo. Estamos tan (mal)acostumbrados a que los contenidos de los medios de comunicación se arman en Buenos Aires y se emiten desde allí que no reparamos en que en el resto de las provincias, exceptuando a Buenos Aires y las del sur, creo, se habla con cantitos, erres simpáticas, LL transformadas en ie y asi.

Y recién acabo de escuchar, en la misma radio, a sólo media hora de diferencia con el aviso anterior, una publicidad actuada de cursos para que la gente (supongo para la que trabaja en radio y TV) pierda, precisamente, su acento nativo. Se escucha a un hombre luchar contra sus erres, elles y demás sonidos, bajo las órdenes de un porteño idiota que le dice "sho, con ese-hache, asi, sho".

cursos.
para perder el acento.
así se publicitan.

y me dió asco federal.

paradojas y contradicciones típicas de la gestión de este gobierno.

2 comentarios:

  1. Si, suena espantoso, pero también es cierto que a mas de uno el acento le complica la vida. Hay lugares en donde aun hoy se sigue discriminando, y no son pocos los taxistas -por dar un ejemplo- que al detectar un acento del interior te "sacan a pasear" con tal de que el reloj marque $5 más de lo necesario. Me pasó muchas veces cuando recien me mudé aca a Bs. As..
    Incluso conozco casos de amistades del interior a los que han rechazado de puestos por tener acento y resultar cosas como "pintoresco", "muy autóctono" e incluso "poco serio".

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar