jueves, 29 de julio de 2010

30 para 30 | fact #9

(queda una semana para los big thirty. guarda la tosca)

En este post voy a juntar dos facts en uno. Los tenía anotados por separado pero en algún punto se unen así que decidí dejar que se unan nomás.

Me ha pegado el viejazo, gente. ¿De qué forma? con unos arranques de melancolía inexplicable. Me encuentro recordando cosas viejas, disfrutadas o no, me descubro recordando a mi kiosquero de la infancia, o paso por mi escuela primaria - mi adorada Escuela N° 23 - entro a ver cómo está después de 17 años y memociono como la más tonta. Me pongo a lagrimear, sí, sí, caminando por los pasillos. En otras oportunidades me acuerdo de mis abuelos, de las cosas que hacía de chica en la casa de ellos. O me pongo a recordar (y analizar) cómo era yo cuando tenía 6 años y amiguitos a rolete. O de mis juguetes. O de las golosinas que comía y los programas que miraba.

En fin, podría seguir enumerando pero ustedes se hacen una idea. Melancolía. Simple y llana. Ahora puedo decir "¡bolóooo, me hiciste volver 15 años atrás!..." y no voy a estar refiriéndome a mi vida intrauterina. Ya tengo un restito como para recordar hechos de hace 20, 25 años, inclusive. Y eso asusta tantito. Pero bien, ¿eh? si, bien. Voy a asustarme del todo cuando pueda decir "hace 40 años yo tenía un blog y unos pocos lectores pero muy fieles..."

*guiño guiño*

2 comentarios:

  1. El otro día estaba con una amiga que acaba de cumplir 30, y había una tercera persona. Y nos pregunta, ustedes hace cuánto se conocen? Al responder "25 años", me di cuenta de que el Jardín de Infantes quedó atrás hace muuucho tiempo... jajaja!
    Se viene el cumple Vicz!!

    ResponderEliminar
  2. Dicen los entendidos que a los 30, empieza a entenderse el tango.

    ResponderEliminar